Cómo alcanzar un Parto sin Intervenciones (ni Anestesia)

no hay comentarios acupuntura, anestesia, aromaterapia, cesárea, concentración, epidural, hipnosis para el parto, intervención, inyecciones, mental, mente, Parto, parto vaginal, Pilates, relajación, útero

Las mujeres estamos diseñadas para dar a luz y en nuestro cerebro límbico, el más primitivo, tenemos toda la información necesaria: no necesitamos nada más. El dolor del parto es fisiológico y normal. Sin embargo, el paso de los años, el contexto, la información y la “hipnosis colectiva” respecto al parto nos hace perder esa seguridad a nivel subconsciente. Y esa inseguridad provoca que el dolor pueda llegar a ser extenuante.

Nos podemos preparar a nivel cerebral para conseguir el parto que soñamos, sin necesidad de anestesia, de tres formas:

A. la llamada Teoría de la Puerta de Control, que incluye estímulos como la inmersión en el agua, el masaje ligero, el movimiento libre, incluyendo la pelota de Pilates. Esta opción es ideal y se da cuando la mujer es respetada en sus elecciones y tiene alrededor un equipo que respeta sus decisiones.

B. El llamado por los expertos DNIC (Diffuse Noxious Inhibitory Control). Cuando una madre de parto recibe un estímulo intenso, a veces desagradable, que compite con la función del útero de contraer y dilatar, el cerebro no puede procesar ambos estímulos a la vez y esas sensaciones extra pueden inhibir las sensaciones que provienen del útero. Aquí incluiríamos las terapias como la acupuntura, la presoterapia, los TENS, las inyecciones de agua estéril…

C. CNSC (Central Nervious System Control) o intervenciones a nivel mental. Y es aquí donde encuentras Nacimiento Feliz Parto.

Cambiando el significado de las sensaciones, el cerebro reacciona de diferente manera a las mismas. Es decir, que entrenando las emociones, es posible vivir las mismas sensaciones pero “sentir” de diferente manera. A este grupo pertenecen las clases de educación prenatal, la visualización, la Hipnosis, la meditación, el Mindfulness, el apoyo y el acompañamiento continuo, la Aromaterapia y el placebo.

¿Por qué debo saber esto?

Un estudio comparativo entre partos vaginales con partos con cesárea, intervenciones obstétricas y mamá/bebé morbilidad, publicado en el Birth Journal recientemente, demuestra que las tres categorías reducen la necesidad de epidurales, pero sólo la última, las intervenciones a nivel mental, reducen la necesidad de intervenciones.

Sabemos ahora que el uso de Nacimiento Feliz Parto reduce la necesidad de intervenciones y la necesidad de epidurales.

Y además te equipamos con todos los recursos necesarios para trabajar con el programa incluso en caso de intervención o epidural.

Esto no es una factoría de super mamás. Queremos potenciar a mamás conscientes y felices, que decidan junto a su equipo médico lo mejor para ellas y sus bebés, y que tengan los recursos para hacerlo de forma placentera, transformadora y feliz.

Deja un comentario

Correo electrónico (no será publicado) Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>